Addmotor

Los 10 errores más frecuentes sobre las bicicletas eléctricas

By Addmotor | 10 diciembre, 2022 | 0 Comentarios
Todas las tecnologías innovadoras están rodeadas de ideas falsas, sobre todo cuando parecen demasiado atractivas para ser ciertas. Las bicicletas eléctricas funcionan de forma similar. La razón de que sean tan incomprendidas es que la gente las confunde con las bicicletas convencionales o con algo demasiado avanzado para ellos.

En la última década, bicicletas eléctricas han despertado un interés creciente, que se ha intensificado en los dos últimos años hasta convertirse en una demanda voraz. Las bicicletas eléctricas son más baratas y cómodas que otras alternativas de movilidad, fáciles de usar y están equipadas con pedaleo asistido, lo que las hace mejores que las bicicletas tradicionales.

Los 10 conceptos erróneos más frecuentes sobre las bicicletas eléctricas

No es ningún secreto que las bicicletas eléctricas son cada vez más populares a medida que más y más gente descubre sus increíbles ventajas. Sin embargo, todavía se oyen muchas ideas erróneas sobre las bicicletas eléctricas, y tenemos que aclararlas con hechos.
A continuación se enumeran 10 mitos y conceptos erróneos sobre la ebike que probablemente creas, pero que no son ciertos:

#1 Las bicicletas eléctricas son sólo para mayores

Tener una bicicleta eléctrica es definitivamente una opción viable para las personas mayores, pero eso no significa necesariamente que sean sólo para ellos. Los beneficios de poseer una e-bike pueden ser disfrutados por personas de todas las edades y sexos. Muchas razones para poseer una e-bike atraen a las generaciones más jóvenes, que constituyen un porcentaje cada vez mayor del mercado de las e-bikes.  
Muchos ciclistas jóvenes valoran la conciencia ecológica, el presupuesto ajustado y la facilidad para desplazarse sin las molestias añadidas de tener un coche, y las bicicletas eléctricas son perfectas para ellos.

#2 Montar en bicicleta eléctrica es hacer trampa

Una de las ideas erróneas más frecuentes sobre las bicicletas eléctricas es que montar en una es hacer trampa porque el motor eléctrico hace todo el trabajo. Pero en realidad es todo lo contrario, ya que el hecho de contar con asistencia añadida hace que las bicicletas eléctricas sean más accesibles para un amplio abanico de personas. Especialmente para aquellos que tendrían dificultades para montar.  

Los motores de las e-bikes proporcionan asistencia mientras pedaleas, pero esta asistencia sólo está disponible cuando pedaleas, por lo que no son una trampa. Los motores facilitan una conducción más larga y rápida, lo que hace más fácil mantenerse en forma. Además, las investigaciones han demostrado que las personas que montan en bicicletas eléctricas queman más calorías porque es más probable que las utilicen con frecuencia.

#3 Las bicicletas eléctricas son demasiado caras

Es cierto que las bicicletas eléctricas son más caras que las tradicionales porque tener el motor añadido tiene un coste, pero no es tanto como la gente piensa.

Las bicicletas eléctricas siguen siendo menos caras que los coches y pueden sustituir a éstos, mientras que las bicicletas tradicionales no pueden hacerlo. Gracias a la potencia del motor, puedes realizar una gran variedad de tareas en tu bicicleta eléctrica. Como no hay que pagar combustible ni cuotas especiales de mantenimiento o licencia, las bicicletas eléctricas son una inversión inteligente a largo plazo.  

En comparación con tener un coche, usar un taxi o utilizar el transporte público, las bicicletas eléctricas son más baratas y prácticas que otras. En Addmotor, también puede encontrar descuentos en venta de bicicletas eléctricas.

#4 Las bicicletas eléctricas no son buenas para el medio ambiente

Éste es otro mito. En comparación con otros medios de transporte, las bicicletas eléctricas no emiten contaminantes, lo que las convierte en una alternativa ecológica a tus desplazamientos diarios. Las bicicletas eléctricas son una forma muy eficaz de reducir la huella de carbono, reducir el tráfico en las carreteras y evitar los atascos si vives a una distancia razonable.

#5 Las bicicletas eléctricas no son seguras

En el mercado de las bicicletas eléctricas, ésta es una idea errónea muy extendida. No hay diferencia de seguridad entre las bicicletas tradicionales y las eléctricas. Muchas bicicletas eléctricas vienen de serie con luces y reflectores, lo que puede hacer que su conducción sea más segura que la de los coches.

Además, la mayoría de las bicicletas eléctricas utilizan un motor que se apaga cuando el ciclista alcanza una velocidad determinada. La asistencia al pedaleo está pensada para ayudarte a alcanzar la velocidad máxima legal. El resto depende de ti, como en una bicicleta normal. Además, los carriles bici están separados del tráfico normal, por lo que circular en una bici eléctrica es completamente seguro siempre que tengas mucho cuidado.

#6 Las bicicletas eléctricas tienen una distancia limitada

Es cierto que las e-bikes tienen baterías, y estas baterías no duran para siempre. Incluso una vez agotada la batería, una e-bike puede seguir utilizándose como una bicicleta normal pedaleando. Dependiendo del tamaño de la batería, la autonomía de las e-bikes puede oscilar entre 20 y más de 80 millas, lo que es más que suficiente para la mayoría de la gente.  

En la mayoría de las bicicletas eléctricas también se puede controlar el nivel de la batería a través de sus pantallas. Por lo tanto, si se entienden correctamente, las bicicletas eléctricas proporcionan una buena autonomía y no causan ninguna preocupación durante la conducción.

#7 Las bicicletas eléctricas son sólo para urbanitas

Es cierto que las bicicletas eléctricas están ganando popularidad en las ciudades porque son ideales para desplazarse y hacer otros recados dentro de la ciudad. Sin embargo, no se limitan a las vías urbanas. Hay muchos tipos de bicicletas eléctricas que también son adecuadas para otras tareas, como las aventuras fuera de la carretera, la escalada de colinas y la caza.

#8 No se puede conducir una bicicleta eléctrica bajo la lluvia  

Mucha gente cree que no se puede sacar la bicicleta bajo la lluvia porque la electricidad y el agua no funcionan bien juntos. Sin embargo, esto no es del todo cierto. La introducción de la impermeabilidad en las bicicletas eléctricas proporciona una protección razonable contra el agua en condiciones de lluvia moderada. Esta protección es suficiente para circular durante periodos prolongados bajo la lluvia. Sin embargo, no se recomienda permanecer bajo una lluvia intensa..

#9 Las bicicletas eléctricas son difíciles de conducir

Son pocas las personas que repiten esta idea errónea, principalmente las que nunca han tenido una bicicleta eléctrica. Es muy fácil conducir una bicicleta eléctrica. Requiere mucho menos esfuerzo físico para propulsar el vehículo y, en algunos modelos, es tan sencillo como girar un acelerador. En otras palabras, si sabes montar en bicicleta, puedes manejar una bicicleta eléctrica sin conocimientos adicionales.  

#10 Las bicicletas eléctricas requieren más mantenimiento

En realidad, las e-bikes siguen siendo bicicletas. A diferencia de las bicicletas convencionales, las bicicletas eléctricas utilizan los mismos cambios, cadenas y frenos que las bicicletas convencionales. Por lo tanto, el mantenimiento de una e-bike es fundamentalmente similar al de una bicicleta tradicional. Al igual que ocurre con las bicicletas tradicionales, el mantenimiento de las e-bikes depende en gran medida del uso.

Conclusión

Esperemos que esto ayude a aclarar estos conceptos erróneos frecuentes acerca de las bicicletas eléctricas, si estos fueron los que le impidieron conseguir una bicicleta eléctrica. Las bicicletas eléctricas se pueden encontrar en Addmotor en una amplia gama de estilos.
 

Dejar una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados. *
Nombre
E-mail
Contenido
Código de verificación
Últimas noticias